Deportes americanos

viernes, 11 de enero de 2013

En el 2013 la MLS cumple su 18ª temporada

La Major League Soccer alcanza en el 2013 la mayoría de edad al disputar su décimo octava temporada, en medio de proyectos palpables de expansión, específicamente para el área de Nueva York, donde se produciría un segundo Derbi, emulando a la plaza de Los Ángeles, que desde el 2005 cuenta con una rivalidad local, al menos, desde lo promocional, entre Galaxy y Chivas USA.

Y mientras el modelo económico de la MLS, con topes presupuestales para sus clubes agremiados, que al mismo tiempo que funcionan como una sociedad muy bien orquestada, se han venido permitiendo libertades como es el caso de los Jugadores Franquicia, va consolidando al futbol como un deporte profesional viable, en un país que tradicionalmente había sido territorio inhóspito para el Juego del Hombre.

Con todo ello, se va dando forma a una MLS más globalizada, más participativa dentro de la dinámica del balompié universal, de mayor respeto y reconocimiento internacional.

La búsqueda de talento por parte de la liga estadounidense, hoy en día, apunta hacia los cinco continentes, con una metodología que posibilita el acceso y la visoría de futbolistas, candidatos a convertirse en emeleseros, lo mismo en Centroamérica, que en el sur de nuestro continente, Asia, África o Europa.

Por cierto, la MLS guarda una magnífica relación con clubes del Viejo Mundo y por ello, además de contar con mecanismos que facilitan la importación de futbolistas, los préstamos, la presencia de jugadores que acuden a entrenar durante el receso anual junto a clubes europeos, tambien permite a algunos futbolistas de esta parte del mundo, el ingreso a uno de los ámbitos futboleros más apetecibles del planeta.

Es por ello que ahora mismo, cuando el mercado de pases del futbol europeo abre sus puertas de par en par, la MLS lanza sus redes en busca de algunos peces gordos.

Por ejemplo, el Galaxy de Los Ángeles, que empieza a vivir la etapa pos Beckham, que dejara en lo futbolístico, un legado de dos títulos de liga, para instalar a la franquicia angelina como la más exitosa de la liga, junto al DC United, con 4 campeonatos, se especula que tiene la mira puesta en Frank Lampard, para llenar los botines que dejara el Spice Boy.

También se ha mencionado insistentemente a Kaká. Lo cierto es que Bruce Arena, que pretende mantener al equipo galáctico entre la élite emelesera, volverá a contar en la temporada que se avecina con un plantel de lujo.

Al mismo tiempo, en la Gran Manzana, los Red Bulls siguen escudriñando, localmente, lo mismo que en el concierto internacional, particularmente, el europeo, en busca del mejor prospecto para asumir la dirección técnica de un club que tiene una asignatura pendiente, tan añeja como la existencia misma de la liga: ganar un título de campeón.

En otros frentes, la MLS se va nutriendo cada vez más de futbolistas hondureños, lo que confirma algo que jamás ha sido un secreto: el talento natural del jugador catracho, que les permite triunfar en cualquier parte si se lo proponen.

También llegan oleadas de colombianos y ecuatorianos, que además de rendidores y de aportar una chispa, una efervescencia que le pone la alegría al futbol, son jugadores más accecibles, desde lo económico que los argentinos, brasileños o uruguayos de primer nivel, quienes primordialmente apuestan por emigrar a Europa.

El mexicano se cocina aparte. Ha sido, desde siempre un futbolista muy caro, sobrevalorado por su propio entorno, donde goza de excesivas comodidades y privilegios. Por ello resulta un producto de etiqueta prohibitiva para el mercado emelesero, y más aún, ahora que el balompié del país vecino ha ganado algunos títulos mundiales en competencias con límite de edad, y en consecuencia, se cotiza más alto.

Y si a ello le sumamos que las fuertes inversiones que algunos clubes han realizado para traer a figuras como Rafa Márquez, Nery Castillo, Cuauhtémoc Blanco, Juan Pablo García, Jorge Campos, Paco Palencia, Hugo Sánchez, Carlos Hermosillo, Claudio Suárez, Luis Hernández, Luis Angel Landín, Ramón Ramírez, para mencionar algunos casos, no se han traducido en títulos, el asunto no tiene mucha discusión.

Muy a pesar de que, como excepción a la regla, algunos de estos hombres cumplieran con destacadas actuaciones y aportaran, desde lo promocional y con su atractivo para la boletería, al crecimiento de la liga.

Por ello, en la actualidad, se ven más futbolistas estadounidenses, principalmente de sangre mexicana, o con doble pasaporte, jugando en la Liga MX, lo mismo que en la de Ascenso.

En otros tópicos, resulta impresionante el entusiasmo del aficionado canadiense, que ha catapultado los índices de asistencia de público a los estadios de la liga, con los registros en Toronto, Vancouver y Montreal.

Lo mismo se puede decir de dos plazas del noroeste estadounidense, Seattle y Portland.

Aunque también vale apuntar que de esos clubes, el único que mantiene un nivel futbolístico congruente, con la pasión de sus seguidores, es el Seattle Sounders del veterano estratega Sigi Schmid, quien además de ser animador de recientes liguillas, ha llevado varios trofeos de campeón de copa a sus vitrinas.

Chivas USA, bajo una completa nueva administración para la campaña que se aproxima, merece una revisión más profundda que realizaremos oportunamente.

Y en otros asuntos, cabe destacar que la MLS sigue recibiendo críticas desde diferentes plataformas por su calendario que va en contra de las manecillas del futbol universal y de los tiempos que marca la propia FIFA, un tema de difícil solución.

Mientras tanto, antes de inicio de la temporada en marzo, el banderazo de partida para el futbol de la MLS en este naciente año se da con la pasarela de los futbolistas universitarios en canchas de la Florida para dar paso a mediados de enero al SuperDraft 2013.

No hay comentarios:

Publicar un comentario