Deportes americanos

domingo, 9 de junio de 2013

LeBron James: "Mis compañeros responderán"

Si LeBron James jugara para los Spurs de San Antonio, Gregg Popovich tendría un mensaje para él. Es el mismo que ocasionalmente da a Tim Duncan.

Es bueno olvidarse del egocentrismo. Ceder el balón a los compañeros descubiertos suele ser la opción correcta. Esa creencia ha llevado a los Spurs a cuatro títulos de la NBA. En algunas ocasiones, sin embargo, es mejor si el superastro hace más por sí mismo.

"He hablado antes a los jugadores sobre ser más agresivos", dijo este viernes el entrenador de los Spurs, después de que el equipo realizó una práctica. El jueves, San Antonio se impuso 92-88 sobre el Heat de Miami en el primer encuentro de la serie final de la NBA.

"Puede haber oportunidades que no hayan aprovechado. Eso sucede con Timmy de vez en cuando. Él es muy desprendido; si realiza tres tiros seguidos, siente en ocasiones que no debería intentar más, porque quiere que se mueva el balón y quiere involucrar a todos. Pienso que los jugadores generosos piensan así. De vez en cuando tengo que decirle que no lo haga".

Quizá James tome el consejo para el segundo partido.
Finales NBA por ESPN

Campeón NBA San Antonio Spurs vs Miami Heat » sigue las Finales por el Campeonato de la NBA por ESPN Deportes (EEUU) & ESPN (México).

Sé parte de la conversación: tuitea con el hashtag #nbaESPN

"Veremos con qué tipo de plan de juego salgo el domingo", dijo el astro del Heat. "Sería torpe de mi parte revelarlo ahora", comentó James en conferencia de prensa.

LeBron registró 18 puntos, 18 rebotes y 10 asistencias en el primer encuentro, pero, como ocurre con los más talentosos del baloncesto, algunos opinaron que pudo haber hecho más, y el Heat lo necesitó.

A la mitad del cuarto periodo, cuando el juego comenzó a escapársele al Heat, el Jugador Más Valioso de la liga había intentado menos tiros de campo que Dwyane Wade y Chris Bosh, y apenas tres más que Mario Chalmers. Bosh realizó más tiros que James en el último cuarto: cinco contra cuatro.

Entre más fallaban (Wade y Bosh lo hicieron en seis ocasiones de siete intentos en los últimos 12 minutos), más fuerte eran los pedidos de los aficionados para que James dejara de darles el balón y se quedara con éste. Eso, empero, no parece algo natural para él.

"He llegado hasta aquí con ellos; sencillamente no voy a abandonar lo que he estado haciendo todo el año para ayudar a que lleguemos a este punto", señaló James. "Así que sé que esos muchachos estarán listos para tirar nuevamente una vez que estén desmarcados".

No hay comentarios:

Publicar un comentario